Con motivo de la semana mundial del Glaucoma queremos concienciar de la importancia de hacerse revisiones oculares de forma periódica, para así poder ser diagnosticados cuanto antes y en fases incipientes de patologías que afectan a nuestra visión de manera irreversible. Este es el caso del GLAUCOMA, patología que afecta al nervio óptico de forma progresiva. Se denomina “la enfermedad silenciosa”, ya que es asintomática hasta estadios avanzados, donde los pacientes empiezan a notar pérdida en su campo visual. Teniendo en cuenta la irreversibilidad de los daños que provoca, es de vital importancia diagnosticar la enfermedad en su fase más temprana.

El glaucoma tiene un componente genético, por lo que aquellas personas con familiares directos diagnosticados de glaucoma, tendrán un factor de riesgo mayor. En ellas se hace más importante las revisiones por un profesional. Otros factores de riesgo son la miopía elevada, la edad, la raza.

En la actualidad, la presión intraocular elevada es el principal factor de riesgo para el desarrollo y progresión del glaucoma. Aunque no todos los pacientes con presión intraocular elevada tienen glaucoma. Igualmente hay personas con tensión ocular dentro de los parámetros normales y que desarrollan glaucoma; el llamado glaucoma de tensión normal o normotenso.

Otro aspecto importantísimo en el desarrollo del glaucoma es el tratamiento. Dado que el glaucoma es una enfermedad crónica, un buen cumplimiento del tratamiento médico evitará una pérdida de la visión. Este cumplimiento consiste en administrar el colirio a la hora correcta, con el número de gotas indicado, administrar las gotas de la manera prescrita, esperar el tiempo entre gota y gota. Es de vital importancia incluir el tratamiento médico en la rutina de diaria y no abandonarlo, aunque la presión intraocular se encuentre dentro de los valores normales.

Como conclusión: con un diagnóstico a tiempo, medicamentos y tratamiento adecuados, el glaucoma puede controlarse.

Zelai Óptica, consciente de la importancia de la salud visual ha implementado lo último en tecnología visual. Contamos en nuestro gabinete con un retinógrafo no midriático y un tonómetro para medir la presión intraocular.

Ven a vernos y previene una enfermedad que sin tratamiento puede ser fatal para tu visión.